La ciencia de tu vida

Aquellos creyentes que piensan que la Biblia hay que entenderla como un texto histórico se enfrentan a muchos interrogantes de difícil solución. Para mí hay uno que, aún siendo menor, es tremendamente llamativo. Tomemos el Evangelio de Juan. En el momento de la crucifixión el autor nos revela que (Jn. 19,25) “junto a la cruz de Jesús estaban su Madre y la hermana de su madre, María de Cleofás, y María Magdalena” (utilizo la muy reconocida traducción de la Biblia de Cantero e Iglesias).

Solo hay dos formas de entender este misterioso versículo: o bien tenemos a unos padres que llaman María a dos de sus hijas (un nombre, por lo demás, muy común en la Palestina de entonces), o bien estamos ante la descripción de que en realidad había cuatro mujeres y no tres a los pies de la cruz.

Tradicionalmente se supone que en aquel ominoso momento solo…

View original post 281 more words

Advertisements